Vitaminas para mejorar la memoria

vitaminas para la memoria

Muchos de nosotros tenemos pérdidas de memoria, puntuales o no, que pueden llegar a preocuparnos. La buena noticia es que existen algunas vitaminas y ácidos grasos que son de gran ayuda para prevenir o disminuir la pérdida de memoria. La lista es muy larga, e incluye desde vitaminas como la B12 a suplementos naturales como el gingko biloba o los ácidos grasos omega 3.

Vitamina B12

Mucho se ha investigado sobre la relación entre los bajos niveles de vitamina B12 y la pérdida de memoria. Tomar la suficiente vitamina B12 en tu dieta ayuda a mejorar la memoria. La cantidad diaria recomendada es de 3 microgramos al día; sin embargo, tomar más B12 de la necesaria no es sinónimo de una mayor memoria.

En cambio, se ha demostrado que la toma de B12 junto con ácidos grasos omega 3 puede retardar la pérdida cognoscitiva en personas con Alzheimer temprano.

La carencia de vitamina B12 es más común en personas que sufren problemas intestinales o de estómago, además de en vegetarianos estrictos. La vitamina B12 se encuentra de manera natural en pescados y aves, además de en diversos tipos de cereales para desayuno.

Vitamina E

La vitamina E es muy beneficiosa en personas mayores en el cuidado de la memoria, ayudando en altas dosis a personas con Alzheimer moderado. No deben tomarse más de 1.000 UI al día, especialmente personas que sufran algún tipo de problema cardiovascular y para aquellos que toman cualquier tipo de anticoagulante.

La vitamina E se encuentra de forma natural en alimentos como nueces, semillas, arándanos, moras, aguacates, espinacas o ginkgo biloba. No hay evidencias que demuestren la relación entre la memoria y los ácidos omega 3. Un reciente estudio publicado en la revista especializada Alzheimer & Demencia demostró que el aceite de pescado puede mejorar el procesamiento mental no relacionado con la enfermedad de Alzheimer. El estudio demostró que las personas que tomaron suplementos a base de aceites de pescado tenían menor atrofia cerebral que quienes no la tomaron.

Otro estudio realizado entre adultos sanos de 18 a 45 años mostró que tomar 1,16 gramos de ácido docosahexaenoico ayuda a acelerar el tiempo de reacción en la memoria a corto plazo, aunque no mejora la memoria en sí.

El DHA es un tipo principal de ácido graso omega-3 que se encuentra de forma natural en pescados como el salmón.

Consejos para mejorar la memoria

Tanto para las personas jóvenes como para las más mayores, lo más recomendable es obtener las vitaminas que necesitas de forma natural de los alimentos. Los suplementos vitamínicos pueden ayudar, pero en ningún caso deben reemplazar una dieta sana y equilibrada. Además, nunca debes ingerir más de la cantidad diaria recomendada, pues un exceso de vitaminas puede ser muy perjudicial para tu salud.

Independientemente de tu edad, la mejor manera de combatir el deterioro de la memoria es una alimentación sana y hacer ejercicio físico e intelectual. Así, muchos doctores ponen la dieta mediterránea como ejemplo de dieta equilibrada, ya que es una buena fuente de todas las vitaminas que tu cuerpo necesita.

Esta dieta incluye la ingesta de cantidad de alimentos vegetales y pescado, limitar la carne roja y, de ser posible, utilizar aceite de oliva para la preparación de las comidas.

  • Compartir en Google +