Alimentos ricos en vitamina K

Alimentos ricos en vitamina K

La vitamina K forma parte del proceso de coagulación de la sangre y trabaja junto con las proteínas para aportar beneficios a los músculos, huesos y al sistema cardiovascular.

Esta vitamina se recomienda mucho en los tratamientos de personas enfermas, por ejemplo en el Mal de Alzheimer y Osteoporosis, entre otras. Además, también se debe consumir cuando uno está sano para evitar enfermedades que afecten al corazón y prevenir diferentes tipos de cáncer.

A diferencia de otros nutrientes, la vitamina K no provoca consecuencias si se la consume en exceso. A excepción de personas a las que tienen que evitar que se le formen coágulos en la sangre y están tomando una medicación para este fin.

Alimentos ricos en vitamina K

Vegetales de hojas verdes

Hay muchos vegetales que pueden aportar vitamina K, entre ellos los más importantes son los vegetales de hojas verdes. Son fáciles de distinguir, se los puede cocinar y consumir de muchas formas diferentes, por lo que son perfectos para incluir a la dieta diaria. Los más ricos en vitamina K son: espinacas, acelga, repollo de hojas verdes, col, lechuga y espinacas.

La cantidad de vitamina que aportan varia según la forma de cocción. Se recomienda consumirlas cocidas porque este proceso aumenta la cantidad de vitaminas a un total de entre 260 µg y 530 µg por una porción de media taza. En cambio, si estas verduras se consumen crudas, el nivel vitamínico se reduce entre 100 µg y 300 µg por una porción de media taza.

Los vegetales de hojas verdes también aportan fibras, antioxidantes, minerales y otras vitaminas que son muy beneficiosos para el cuerpo.

Otros vegetales que contienen Vitamina K

  • Ajos. Pueden ser cocinados en tortillas, sopas, guisos.
  • Coles de Bruselas
  • Chile en polvo
  • Curry
  • Pimentón
  • Espárragos (principalmente cocinados al vapor) 
  • Pepinillos. 
  • Tomates secos 
  • Soja y otros productos derivados
  • Zanahorias
  • Apio

Frutas ricas en Vitamina K

Otra manera de obtener Vitamina K por medio de alimentos de origen vegetal, es comer frutas. 

  • Kiwi: Por cada porción de 100 gr. aporta 40 mcg de Vitamina K
  • Ciruelas: Por cada porción de 100 gr. aporta 26mcg de vitamina K.
  • Aguacates: Por cada porción de 100 gr. aportan 21mcg de vitamina K.
  • Peras: Por cada porción de 100 gr. aportan 20mcg de esta vitamina.
  • Arándanos: Por cada porción de 100 gr. aporta 19mcg de vitamina K.
  • Moras: Por cada porción de 100 gr. aporta 19mcg.
  • Higos: Por cada porción de 100 gr. aporta 15mcg de vitamina K.
  • Melocotones: Por cada porción de 100 gr. aporta 15 mcg de vitamina K.
  • Higos: Por cada porción de 100 gr. aporta 15 mcg de vitamina K.
  • Uva: Por cada porción de 100 gr. aporta 14 mcg de vitamina K

Productos de origen animal con Vitamina K

A diferencia de los alimentos de origen vegetal, los alimentos derivados de animales aportan vitamina K pero en menor cantidad. Por cada porción de 100 gr de carne se puede obtener un aporte de 5 mcg de vitamina K. Hay que tener en cuenta que esta cantidad varia según el tipo de carne, entre los que podemos destacar la carne de res, carne de pollo, carne de cerdo, carne de pavo.

Tambien proporciona este tipo de vitamina el queso, la leche, el huevo. Otros alimentos de origen animal que aportan vitamina son los mariscos, almejas y anchoas.

Productos de grano

Los granos y alimentos preparados en base de granos también aportan vitamina K, aunque en pequeñas cantidades.

Los productos de grano más recomendados son:

  • Panes
  • Cereales
  • Pasteles
  • Galletas
  • Donas

Éstos aportan entre 1 a 15 mcg por cada porción de 100 gramos.

  • Compartir en Google +